Reducción temporal del IVA aplicado al alquiler de inmuebles destinados a actividades empresariales

Con el fin de alivianar la carga tributaria considerando la situación actual suscitada a raíz del COVID-19, el pasado 10 de mayo el Poder Ejecutivo emitió el Decreto N.° 5232/21. A través de esta norma se estableció un régimen temporal de liquidación del Impuesto al Valor Agregado (IVA) aplicado a los alquileres de inmuebles destinados a actividades empresariales.

El referido Decreto establece que serán consideradas “actividades empresariales” todas las actividades que se encuentran alcanzadas por el Impuesto a la Renta Empresarial (IRE). Es decir, si el locatario del inmueble (el que paga el alquiler) está alquilando el mismo para explotar una actividad gravada por el IRE, podrá este beneficiarse por el régimen temporal reducido. Un ejemplo sería el caso del alquiler de un inmueble destinado a la venta de electrodomésticos, una actividad claramente empresarial.

En pocas palabras, y a los efectos prácticos, el Decreto prevé un descuento del 50%. El mismo se logró reduciendo el monto sobre el cual se aplica la tasa del impuesto, y no sobre la tasa en sí. Es decir, la tasa aplicable continúa siendo del 10%. Sin embargo, ahora dicho porcentaje del 10% se aplica únicamente sobre el 50% del valor del alquiler. Por ejemplo: si el locatario está alquilando un inmueble por US$ 10.000, aplicará el 10% de IVA únicamente sobre US$ 5.000. Los otros US$ 5.000 deberán ser facturados en la casilla de exentas.

Es importante destacar que para los inmuebles destinados exclusivamente a la vivienda se seguirá aplicando el 5% de IVA sobre el 100% del valor del alquiler (contra el 10% de IVA aplicado sobre el 50% del valor del alquiler, en el caso de los alquileres empresariales). Esto implica que, en la práctica, y durante la vigencia de este nuevo Decreto, se pagará lo mismo en concepto de IVA si se alquila un inmueble para uso empresarial o como vivienda.

La vigencia de este Decreto comenzó el 1 de mayo y se extiende únicamente hasta el 31 de octubre de 2021, fecha después de la cual se retomará al régimen normal no reducido.